René Squella: “La Academia tendría que estar al servicio de la comunidad y el bienestar de toda población sin discriminación alguna”

Acercar la ciencia a la comunidad es un desafío al que como Observatorio Latinoamericano de Didácticas de las Ciencias (OLADIC) nos interesa contribuir y asumir, pues creemos que el desarrollo de la ciencia no está sólo en manos de los propios científicos, sino también de los ciudadanos.

rene

Por Denisse Espinoza Ramos

Acercar la ciencia a la comunidad es un desafío al que como Observatorio Latinoamericano de Didácticas de las Ciencias (OLADIC) nos interesa contribuir y asumir, pues creemos que el desarrollo de la ciencia no está sólo en manos de los propios científicos, sino también de los ciudadanos.

Quien lleva años aportando a la reflexión y dialogo ciudadano es René Squella, psicólogo comunitario, diplomado en Políticas Públicas, Desarrollo y Pobre, quien forma parte del colectivo ecologista Aire Puro, con el que ha logrado levantar con gran éxito el ya clásico programa radial del mismo nombre, que sale al aire por distintos medios comunitarios, siendo uno de ellos la mítica Radio Placeres.

Hoy Squella se encuentra cursando un programa de Doctorado en la PUCV, dictando el curso “Psicología social aplicada en la escuela y su comunidad” en la Escuela de Psicología de la misma universidad y ayudando en dos investigaciones Fondecyt vinculadas a la (No) Violencia política y la Educación rural.

Conversamos con René para conocer su experiencia y las expectativas y retos que genera asumir el desafío de trabajar la ciencia con la comunidad.

¿Cómo ha perfilado su trabajo profesional hacia lo comunitario?

El trabajo profesional dedicado a la Psicología Comunitaria y las intervenciones sociales que se plantean desde variados actores, se consolida con la participación activa de las personas con las que se trabaja. Uno como Psicólogo Comunitario facilita ciertos procesos que luego, apropiados por la comunidad si les hace sentido, puede propiciar procesos de transformación social que beneficien la calidad de vida de la población.

Además, el aprender haciendo ha sido otro de los elementos con el que he ido construyendo el trabajo profesional ligado siempre, a los aspectos comunitarios en el que se participe: Educación, Redes, Articulaciones, Comunicación, Desarrollo Local, son solo algunos de los ámbitos en los que me he podido desempeñar.

La inestabilidad laboral y la precarización del trabajo, son algunas características del ámbito comunitario de la Psicología, teniendo por ello una alta rotación y por ende, alto conocimiento de diversos programas y empleadores en mi experiencia laboral.

A su juicio, ¿qué acercamiento debiera tener la Academia con la comunidad? ¿De qué manera se podría lograr?

La Academia debiera estar al servicio no solo de mejorar las rentabilidades del mercado o las Inversiones del Estado, también tendría que estar al servicio de la comunidad y el bienestar de toda población sin discriminación alguna. Un servicio que presente un diálogo horizontal y que lejos del asistencialismo paralizante del Estado o del clientelismo mercantilizado, de cuenta de una relación que nutra el desarrollo de las comunidades y la academia, desafío a construir que creo, potenciaría tanto a una como a otra institucionalidad.

¿Cómo logramos lo anterior? Varios caminos visualizo.

Primero, un fuerte apoyo económico estatal para el funcionamiento de los planteles con fines públicos que se alejan del lucro, dinero que se va para bolsillos de controladores y que no son reinvertidos en mejorar las condiciones de educación, investigación y extensión de las Universidades.

Segundo, una capacidad de apoyar la resolución efectiva de las principales problemáticas que tengan los territorios y las comunidades que lo habitan. Apoyar, no resolver, pues las poblaciones deben saber ser parte activa de la resolución de sus propias problemáticas. Por ello también es importante que cada  Región (ideal una provincia), tenga su Universidad y así, territorializada en el sector en donde la academia esté emplazada, ayudar en la respuesta a las múltiples complejidades en las que se envuelve la vida de las personas y sus sociedades.

Tercero y final, iniciativa de abrir los espacios universitarios a la comunidad y sus territorios próximos. Una apertura que resalte el área de extensión universitaria y que vaya más allá de compartir las canchas para deportes o las salas para reuniones. Que no se cierren a soñar en las acciones que se pueden realizar colectivamente.

¿Qué beneficios cree que tiene para las comunidades poseer conocimientos científicos?

Se permitirían las comunidades saber leer y comprender mejor su propia realidad. Desarrollarán una forma de entender que complementa el conocimiento tradicional que ya posee la comunidad, y que se ve fortalecido con  el acercamiento científico que posibilita la academia.

Además, con nuevos conocimientos científicos en poder también de las comunidades, éstas serían más autónomas y soberanas en la resolución de los conflictos en los que se vean inmersas. Así, también el Estado podría gastar de mejor manera sus escuálidos recursos y redestinarlos a ámbitos que la fuerza comunitaria talvez no pueda suplir con la celeridad adecuada.

Finalmente, creo que podrá la comunidad contar con elementos que puedan colocar a su favor en disputas que puedan tener con entidades privadas y públicas, conflictividad que muchas veces llega al poder judicial y que requiere de fundamentos para fallar por una u otra de las partes.

Según su experiencia, ¿de qué manera se puede acercar la Ciencia a la comunidad?

Con honestidad y transparencia. Dejando de lado la instrumentalización en la que muchas veces se ven envueltas las comunidades, escuelas y territorios para resumirse en un título universitario, un trabajo de una asignatura o un proyecto de investigación.

Unido a lo anterior, se debe acercar la ciencia dialogando, conociendo a las comunidades y permitiendo que las comunidades la conozcan a ella. Entendiendo así, de boca de los propios protagonistas, las interacciones y vínculos más relevantes que se podrían incentivar desde una Universidad que se encuentra cercana a su territorio.

¿Qué le parece la creación de un Observatorio Latinoamericano de Didáctica de las Ciencias?

Me parece una interesante y necesaria idea. Una oportunidad de apoyo y estimulo práctico y reflexivo a los procesos de enseñanza y aprendizaje en la que se desenvuelve la educación en sus múltiples expresiones. Además, un desafío relevante que debiera articular el encuentro multidisciplinario de acercamiento a la didáctica de la ciencia.

¿Qué aporte cree que se puede hacer desde una entidad como ésta (OLADIC) a la vinculación de la Ciencia con la comunidad?

Por ejemplo, se podría aportar en el estudio participativo de las prácticas educativas que generan los mismos pueblos en torno a sus acercamientos a la ciencia y a la propia realidad.

El observatorio podría colaborar también, en multiplicar espacios de formación científica que desde lo cotidiano, pueda permitir el acercamiento científico para explicar el funcionamiento de una parte de la realidad que se vive y que influye en nuestro bienestar.

Finalmente, me imagino en un corto plazo, que manuales con dibujos, diálogos, fotografías y caricaturas, puedan también estar poniéndose al servicio de los procesos formativos de las personas, comunidades y territorios.

¿Qué expectativas y desafíos genera la puesta en marcha de un Observatorio Latinoamericano de Didáctica de las Ciencias desde el punto de vista comunitario?

La esperanza de contar con un espacio académico y de investigación que también pueda estar al servicio de los requerimientos que puedan tener las comunidades y los procesos educativos no formales -o informales- que en ellas ocurren y que también, necesitan potenciarse.

Además, creo que uno de los principales desafíos del Observatorio es saber entregar, con un lenguaje simple pero no así menos científico, las reflexiones y lecturas que se desprenden de prácticas y procesos de enseñanza y aprendizaje a través de las cuales la ciencia, se manifiesta cotidianamente a las comunidades y territorios.

¿Algún comentario o tema que le parezca relevante agregar?

Felicitaciones al grupo humano que dará vida a este nuevo espacio que desde la academia e investigación, como también pasando por la extensión universitaria, aportará para el potenciamiento de los procesos educativos que vinculen a la ciencia con la comunidad y el bienestar que esta misma construye.