Conoce el trabajo de la Fundación Internacional Siemens Stiftung

Por Denisse Espinoza Ramos El trabajo de la fundación Siemens Stiftung se centra en las áreas de educación y cultura, para ello desarrolla diversos proyectos en diferentes partes del mundo, concentrándose en África, América Latina y Alemania. Siemens Stiftung pone un especial énfasis en las Ciencias Naturales y la Tecnología, potenciando la creatividad y el […]

Nathalie-von-Siemens-2-300

Por Denisse Espinoza Ramos

El trabajo de la fundación Siemens Stiftung se centra en las áreas de educación y cultura, para ello desarrolla diversos proyectos en diferentes partes del mundo, concentrándose en África, América Latina y Alemania. Siemens Stiftung pone un especial énfasis en las Ciencias Naturales y la Tecnología, potenciando la creatividad y el espíritu innovador.

“Estamos convencidos de que la innovación tecnológica va de la mano con la innovación social: sólo si desarrollamos una comprensión común acerca de los desafíos de nuestra época y de la forma en que queremos enfrentarlos, seremos capaces de generar una verdadera innovación”, señalan en el sitio de la organización.

Conversamos con la Dra. Nathalie von Siemens, Directora Ejecutiva de la Fundación Siemens Stiftung, quien nos contó más detalles sobre el trabajo de la institución y su vinculación con el Observatorio Latinoamericano de Didáctica de las Ciencias.

¿En qué consiste el programa Experimento de la Fundación Internacional Siemens Stiftung?

Con este programa internacional, la Fundación Siemens Stiftung busca contribuir a la mejora de la enseñanza y el aprendizaje de las ciencias a lo largo de la cadena educativa escolar. El programa promociona métodos, instrucciones y materiales a profesionales de la educación para animar y guiar a niños y jóvenes en la reflexión autónoma y creativa sobre los interrogantes y soluciones científicas, así como a comprender contexto y entorno. El programa ofrece módulos desarrollados para experimentar y aprender para los niveles de educación preescolar, educación básica y media (Experimento 4+, 8+ y 10+). Incentiva la co-construcción y el aprendizaje por indagación con foco temático en energía, medio ambiente y salud, abordando así interdisciplinariamente, y trabajando en grupo, permitiendo aprender haciendo y comprendiendo basado en la experimentación.

¿Cómo se gesta este proyecto?

El programa nace del esfuerzo de un grupo de expertos en las distintas disciplinas de la ciencia, especialistas en didáctica de la ciencia y tecnología, desarrollo curricular, con el ánimo de desarrollar un programa que pudiese aportar a la mejora de la calidad de enseñanza y aprendizaje de las ciencias y la tecnología, como un vector transversalmente relevante para la formación integral de todo ciudadano. Desde el inicio se fueron tomando en cuenta las bases curriculares de distintos países, y confeccionando un programa fácilmente integrable y adaptable a los distintos contextos locales en que operaría. Se desarrolló pensando en contribuir efectivamente a la mejora del aprendizaje de las ciencias incentivando la didáctica del “aprender haciendo”. Tiene además el objetivo de formar en valores, y fortalecer las competencias sociales, igualmente relevantes para la formación de la generación actual y del futuro, capaz de comprender y contribuir al desarrollo societal y medioambiental sustentable. Fue desarrollado en 2010, y tomó fuerza de implementación desde entonces en tres regiones internacionales: Alemania, Latinoamérica y África.

¿Qué es lo que buscan generar con el programa Experimento de Siemens Stiftung?

Como se ha enunciado previamente, se busca incentivar el interés y la comprensión de las ciencias y de la tecnología desde temprana edad, como un ingrediente crucial de una formación integral. Se pretende brindar herramientas y propuestas a los profesores y parvularias para facilitar la implementación en aula del enfoque didáctico indagatorio, enriqueciendo así las metodologías de desarrollo de las clases y conseguir los objetivos de aprendizaje en el ámbito de las ciencias. Experimento permite iniciar a nivel de primera infancia, y construir consecuentemente conocimiento y comprensión de entorno con contenidos y didáctica hasta finales del ciclo de enseñanza media.

¿Cómo ha sido la vinculación con otros países Latinoamericanos y qué otras iniciativas apoya Siemens Stiftung en Chile?

Siemens Stiftung es una fundación operativa, que coopera con instituciones aliadas reconocidas por su experiencia y aporte innovador en actualmente 7 países de la Región. A través y con ellos impulsa el programa Experimento, siempre adaptándolo a los contextos y necesidades locales. Más allá del programa, la fundación Siemens impulsa procesos de alianzas, y co-inicia plataformas dedicadas a articular, visibilizar y comunicar el tema general de Educación de Ciencias y Tecnología, como un vector clave para el desarrollo societal y económico que busca cohesión, y conciencia de sustentabilidad. En ese sentido, apoya iniciativas como mesas de trabajo de educación STEM (Science, Technology, Engineering, Mathematics) en los distintos países. Además propende por ayudar a articular Regiones STEM, entendiendo por ello iniciativas de alianza y articulación de actores de sociedad civil, sector público y privado, así como academia, en torno a promover una mejor educación de ciencias y tecnología a lo largo de la cadena educativa y bajo una perspectiva sistémica. Actualmente, Siemens Stiftung está presente en Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador (por entrar), Perú y México.

¿Por qué consideran que es relevante promover las Ciencias Naturales y la Tecnología en la educación de los niños y niñas?

Es un tema que hace parte de una formación integral y es relevante en un mundo cada vez más tecnologízado. Saber entender los fenómenos naturales que rigen nuestra existencia, entender contextos, permite no solamente reconocer problemas que nos atañe entender cada uno de nosotros en tanto que ciudadano, sino también ser capaz de imaginar y encontrar soluciones a las necesidades. Solamente conociendo y siendo capaces de analizar, también hay opción de tomar decisiones y aportar. Es parte de la corresponsabilidad que nos compete formar.

Entender y saber moverse en la temática de Ciencias y Tecnología, es elemento sustancial de aprendizaje y formación, y esencial para poder hacerse partícipe de la construcción de sociedad y calidad de vida en el más amplio sentido.

En ese sentido, ¿cómo han respondido los niños, niñas y jóvenes que han trabajado con el programa Experimento de la fundación Siemens?

Qué otra cosa decir sino afirmar que en todos los casos, los profesores ven la motivación y entusiasmo de sus alumnos de todas las edades, aprendiendo vía experimentación. Es entretenido, abre el horizonte del saber “haciendo las cosas”, y motiva grandemente a indagar más. La clase de ciencias pasa a ser de las preferidas por grandes y chicos.

La participación mejora, el trabajo en grupo genera dinámicas muy positivas tanto a nivel de desarrollo individual de personalidad y conocimiento, pero también colectivo. Aprender juntos, aprender del otro, hace una gran diferencia. Y el rol del profesor es muy participativo, actuando de guía, abierto a un constante preguntar “y por qué”. Muchas veces, las respuestas hay que construirlas e investigarlas juntos. Aprender a encontrar respuestas sistemáticamente, forja las capacidades de análisis, competencias de reflexión, y capacidad de desarrollar soluciones y enunciarlas con precisión.

¿Cuál cree que es la importancia de generar una iniciativa como el Observatorio Latinoamericano de Didáctica de las Ciencias?

El que una universidad destine recursos y atención especial al tema de la didáctica de las ciencias como parte del qué hacer de alguna de sus facultades, ya es muy relevante. Crear además un observatorio que tenga el especial y específico énfasis en desarrollar estrategias y líneas de proyectos, redes de aprendizaje, seguimiento de prácticas en aula, desarrollos de materiales, iniciativas de largo plazo de seguimiento y acompañamiento, además de evaluación… Tanto más relevante y loable. Es un statement claro que la universidad se preocupa por la calidad de la educación de ciencias, y que desea desarrollar y fortalecer el nexo con las escuelas y la práctica en aula.

¿De qué manera piensa que el Observatorio Latinoamericano de Didáctica de las Ciencias podría ayudar a difundir su visión de educación en ciencias?

Es un importante esfuerzo que puede aportar mucho en la necesidad de articulación, cooperación, sinergias, intercambio y visibilización de las iniciativas dedicadas a mejorar la educación de ciencias. Y puede ser un vocero relevante para aunar esfuerzos a impulsar la toma de conciencia de la importancia de ponerle atención a esa área de la formación de las generaciones de futuro. Su participación en los esfuerzos por mejorar la formación inicial y continua de los profesores y práctica en aula, y aún más allá de las aulas – el desarrollo de participación activa y constructiva de la comunidad, puede ser muy destacada. Articularse con otros centros de innovación, observatorios, mesas de trabajo, foros y plataformas nacionales y regionales dedicados a este tema, es una idea muy lógica y constructiva.

¿Qué otras expectativas y desafíos les genera el lanzamiento del Observatorio Latinoamericano de Didáctica de las Ciencias?

Este proyecto por cierto es un gran desafío. De nuestra parte, y en lo que pueda ser realista contribuir de parte de Siemens Stiftung en su rol, quisiéramos estar presentes para impulsar, y generar puentes que pudiesen hacer avanzar y afianzar este iniciativa.

¿Algún comentario o tema que le parezca relevante agregar?

Todo proyecto exitoso tiene un ingrediente clave: se construye con el plural. El Observatorio será seguramente tanto más relevante en tanto sea un competente vaso comunicante. Nos sentimos muy contentos de ser parte en estos primeros pasos y ojalá más adelante.

Deja un comentario