Ciencia en la Comunidad: Las alumnas de la Escuela Ramón Barros Lucos realizaron su segunda exploración del territorio en Valparaíso

Ayer miércoles 24 de octubre se vivió la segunda salida de exploración del territorio con el Taller Corazones Verdes de la Escuela Ramón Barros Lucos de Valparaíso. La actividad estuvo dirigida por la profesora de Ciencias Naturales, Camila Ulloa y Daniel Opazo, encargado del Proyecto Ciencia en la Comunidad gestionado por la Universidad Católica de […]

Ayer miércoles 24 de octubre se vivió la segunda salida de exploración del territorio con el Taller Corazones Verdes de la Escuela Ramón Barros Lucos de Valparaíso. La actividad estuvo dirigida por la profesora de Ciencias Naturales, Camila Ulloa y Daniel Opazo, encargado del Proyecto Ciencia en la Comunidad gestionado por la Universidad Católica de Valparaíso y la Fundación Internacional Siemens Stiftung.

La exploración tuvo como objetivo que las alumnas investigarán los efectos positivos y negativos de la actividad humana en los océanos, lagos, ríos y glaciales, proponiendo acciones de protección de las reservas hídricas en Chile.

Camila Ulloa, Profesora de Ciencias Naturales y encargada del Taller Corazones Verdes, explico sobre esta exploración que ”hoy nosotras salimos a recorrer un espacio natural para conocer cómo el hombre impacta en esto, así las niñas pueden visualizar como el hombre está haciendo daño en estos lugares”.

Al consultar por cómo se vinculan los contenidos curriculares con la exploración y el contexto natural, la profesora afirmó que “se relacionan de forma directa. Por ejemplo en quinto básico nosotras vemos océanos, lagos y ríos. Vemos cómo el hombre interfiere en estos espacio, entonces esto sirve para que las niñas pongan en práctica todos lo que aprendieron antes en el aula”.

¿Qué destaca de esta segunda salida de exploración?
“Destaco que las chicas se han podido dar cuenta de la realidad y de cómo deben proteger este espacio. Conocer lugares nuevos para ellas, o que quizás ellas veían de otra forma. Conocimos la tornamesa y ahí ellas descubrieron la historia y patrimonio de estos lugares, por qué son importante. Ahora yo sé que las niñas están conociendo y la gente le cuenta sus historias, y lo vinculan con la comunidad de forma directa. No solo verlo como un espacio, sino que como un lugar donde hay gente y donde nosotras podemos ayudar”, comentó la profesora.

Daniel Opazo, encargado del Proyecto Ciencias en la Comunidad, explicó que el objetivo de la salida tiene “más bien relación con la exploración de lo natural del territorio, el desafío es ver los componentes naturales de ciertos lugares. Y esto es bien interesante, porque hemos pasamos por el Mercado de Valparaíso y la Caleta Portales, donde se mezclan distintos elementos naturales y culturales”.

La alumna Javiera Soto de quinto básico de la escuela, destacó de la actividad que “estuvo muy entretenida por que entrevistamos a gente y le explicamos cosas del planeta. Me gusto la actividad y aprendí que la gente no cuida el planeta y no recicla”.

Además, Catalina Lillo del mismo curso, subrayó que lo más importante de la jornada para ella fue que “aprendimos sobre la Caleta y a no dejar basura en la playas, porque estaba un poco sucia. Yo pondría más basureros para no contaminar tanto, porque afecta a la Caleta y sus pescadores”.

Al ya estar en la etapa final del año, el proyecto también está llegando a su final. El cierre de este proyecto será en noviembre con un encuentro entre las alumnas de la Escuela Ramón Barros Lucos y los niños y niñas de la Escuela David Ben Gurión, en la Facultad de Ciencias de la PUCV. Este evento tendrá el objetivo de que ambas instituciones presenten sus experiencias y conozcan la universidad.