PUCV y UTFSM participan en proyecto internacional para potenciar el interés, acceso y mantención de mujeres en carreras STEM

Mejorar las estrategias y mecanismos de atracción, acceso y mentoría a mujeres en programas STEM (Sciencie, Technology, Engineering y Mathematics) de educación superior es el propósito del proyecto W-STEM, financiado por Erasmus+ de la Unión Europea y que reúne a 15 universidades europeas y latinoamericanas. En Chile dos instituciones participarán del programa: la Pontificia Universidad […]

Mejorar las estrategias y mecanismos de atracción, acceso y mentoría a mujeres en programas STEM (Sciencie, Technology, Engineering y Mathematics) de educación superior es el propósito del proyecto W-STEM, financiado por Erasmus+ de la Unión Europea y que reúne a 15 universidades europeas y latinoamericanas.


En Chile dos instituciones participarán del programa: la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso (PUCV) y la Universidad Técnica Federico Santa María (UTFSM), las que durante tres años trabajarán en conjunto para implementar prácticas innovadoras que les permitan impactar positivamente en la igualdad de género de las Casas de Estudio.
Vale destacar que ambas casas de estudios forman parte de la Red STEAM Territorio Valparaíso, que se constituyó en mayo del 2018 y está integrada por establecimientos educacionales, de educación superior e instituciones de carácter regional, nacional e internacional con impacto en Valparaíso y pretende aportar al desarrollo de la región a través de la Ciencia, Tecnología, Ingeniería, Artes y Matemáticas.

Además, participan la Universidad de Salamanca, de España; la Fundación Universidad del Norte y la Universidad Tecnológica de Bolivar, de Colombia; Oulun Yliopisto, de Finlandia; Politécnico Di Torino, de Italia; Institiuid Teicneolaiochta Bhaile Atha Cliath, de Irlanda; Northern Regional
College, del Reino Unido; Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey y la Universidad de Guadalajara, de México; Instituto Tecnológico de Costa Rica, Universidad de Costa Rica; la Universidad Técnica Particular de Loja y la Universidad Técnica del Norte, de Ecuador.


En esta fase inicial las universidades están revisando sus prácticas y realizando mediciones que les permitan conocer la situación actual, para luego implementar políticas, estrategias y mecanismos organizacionales para alcanzar el objetivo del proyecto.


Jimena Pascual, académica de la carrera de Ingeniería Industrial PUCV, señala que en el caso de la Escuela de Ingeniería Industrial (EII), un tercio de lo/as estudiantes son mujeres. “En el caso de otras Escuelas las cifras son más bajas, en especial en Ingeniería Mecánica, Eléctrica y Electrónica”,
cuenta.

Sobre las causas de estos porcentajes, indica: “en los medios no aparecen mucho lo/as ingenieros/as, no se sabe qué hacemos. Creo que hay que visibilizar el rol que tenemos al interior de las organizaciones y empresas”.

Hugo Alarcón, director de Enseñanza y Aprendizaje en la UTFSM y encargado de este proyecto en su unidad, comenta que entre las acciones que realizan actualmente se encuentra un campamento STEM, orientado a estudiantes de colegios y liceos. “El objetivo es desarrollar la curiosidad, que es una habilidad fundamental para que se interesen por estas carreras”, comenta.

Siguiendo esta idea, Olaya Ocaranza, administradora del proyecto Ingeniería 2030 en la PUCV, manifiesta: “conocí el caso de un colegio donde sólo dos mujeres de 200 escogieron el electivo de Matemáticas en Enseñanza Media, eso habla de un problema que viene de más atrás, en el enfoque que existe para enseñar ciencias”.

En esta línea, uno de los objetivos del proyecto es promover la vocación y la selección de estudios STEM en niñas y jóvenes mujeres de enseñanza media, así como el acompañamiento durante el primer año de estudios universitarios en estos programas.


Con la ejecución W-STEM se espera alinear la gestión y gobernanza universitaria a las necesidades de democratización y acceso a programas STEM, dado que “sólo se puede progresar y obtener resultados concretos en las tasas de matrícula de mujeres y las universidades implementan prácticas innovadoras y se unen a esfuerzos internacionales en esta materia”, como indica el
documento oficial del proyecto.


Fuente: Observatorio Latinoamericano de Didáctica de las Ciencias- OLADIC PUCV